1ra Cadena 105.3 FM

Depresión es la principal enfermedad de salud mental que afecta en la vida laboral

Autor: Radio Fórmula RF Durango

|

Fecha: 10 octubre, 2017

En el marco del Día Mundial de la Salud Mental en el Trabajo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó que cuatro de las enfermedades más frecuentes están relacionadas con la salud mental, así mismo prevén que para el año 2020 la primera causa de enfermedad será la depresión, así lo dio a conocer Soledad Ruiz Canaan, Directora del Instituto de Salud Mental (ISMEN).
Aunado a ello, en el año 2016 la OMS en conjunto con el Banco Mundial durante una reunión en Suiza determinaron que al año se pierden billones de dólares debido a la depresión y los trastornos de ansiedad, por ello señalaron que por 1 dólar invertido en la atención de salud mental, se ganaban 4 dólares más.
Ruiz Canaan apuntó que son pocos los países interesados en prevenir y erradicar este problema, pues sus sistemas de salud están incompletos u obsoletos, así mismo, una acción común entre los países primermundistas es la eliminación de hospitales psiquiátricos, sin embargo esto sería imposible para los tercemundistas como México, por su poco avance en este sector.
“Hay países que son menos ricos que nosotros y tienen la tendencia, desapareciendo los hospitales de salud mental, porque les dan prioridad a salud mental de una manera de prevención, promoción, detección oportuna de los padecimientos, tratamiento y manejo adecuado, rehabilitación y reinserción social”, indicó Ruiz Canaan.
De acuerdo con índices mundiales, el estrés laboral ha ido a la alza, pues 1 de cada 5 personas en el área laboral padece de una enfermedad mental; los estigmas y la falta de conciencia por parte de las empresas y empleados, son una barrera para que esta pueda detectarse y cuándo son detectadas por la persona, este lo oculta ante el temor de sufrir discriminación o señalamientos.
Las enfermedad de salud mental; como la depresión, que impacta directamente en los lugares laborales causa ausentismo del empleado, pérdida de productividad, reclamos de incapacitación, quejas, rotación y consecuencias legales. Si las empresas aprenden a detectar los signos de depresión, pueden reducir costos y contribuir un entorno de empleados sanos
En lo que compete al Estado de Durango, Ruiz Canaan aclaró que el ISMEN no tiene el presupuesto suficiente para operar totalmente y obtener los resultados deseados, pues anualmente reciben 400 mil pesos y son necesarios entre 14 y 16 millones de pesos para poner en marcha el protocolo para realizar los diagnósticos de padecimientos de salud mental.
Entre el 18 y 20 por ciento de la población duranguense padece de depresión y es fundamental conjuntar esfuerzos y reforzar los programas, como formalizar un decreto para que el instituto tenga su propio presupuesto
“En la medida que podamos capacitar, hacer promoción y psico educar a la población, podemos reducir de manera importante los daños que son más costosos en la adolescencia y adultez, buscar prevenirlos es menos costosos, nuestro sistema de salud en el país es pésimo, no tienen el área de promoción, prevención y detección oportuna”, apuntó Ruiz Canaan.