1ra Cadena 105.3 FM

En pañal y con biberón, bebé inmigrante comparece ante corte de Arizona

Autor: RF Nacional

|

Fecha: 9 julio, 2018

Un niño hondureño de apenas un año que el viernes fue a la corte en Phoenix, Arizona, de nombre Johan tuvo que aguardar una hora en una corte para ver al juez John W. Richardson, luego de haber sido separado de sus padres. De acuerdo con la agencia de noticias AP, su abogado dijo al magistrado que el padre del menor lo había traído a Estados Unidos y fueron separados, aunque se desconoce la fecha. Y señaló que el padre se encuentra en Honduras después de que lo deportaran con el engaño de que podría llevarse a su hijo. Johan llegó a la corte con una camisa verde. Bebía leche de una botella y jugaba con una pequeña bola que se iluminaba cuando tocaba el suelo y ocasionalmente pedía agua. El relato de la agencia indica que el juez de inmigración apenas pudo contener su malestar con la situación cuando debió preguntar en la audiencia a los inmigrantes si entendían el proceso. "Me avergüenza hacer la pregunta, porque desconozco a quién se la explicarían, a menos que crean que un niño de un año puede aprender la ley de inmigración", manifestó el juez Richardson al abogado. El menor tenía puestos sus zapatos, pero después se quedó solo con los calcetines durante la espera para ver al juez. El reporte indica que se portó bien, estuvo en silencio la mayor parte de la audiencia, aunque "lloró fuerte después durante unos segundos que una empleada lo entregó a otra persona mientras ponía en orden la pañalera". El menor está bajo la custodia del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos en Arizona. El niño es uno de los centenares de menores que necesitan ser reunidos con sus padres después que los separaron en la frontera. Las separaciones han generado múltiples críticas e indignación generada por la política de "tolerancia cero", no sólo entre la oposición al gobierno, sino también de organismos de derechos humanos y gobiernos tanto en este continente como en Europa.

Source: Internacional