1ra Cadena 105.3 FM

Investigación devela diversas irregularidades que derivaron en colapso de edificios por sismo. Con Denise Maerker

Autor: RF Nacional

|

Fecha: 10 octubre, 2017

Foto: Notimex

Dunia Ludlow, presidenta de la Comisión de Vivienda de la Asamblea Legislativa de la Ciudad de México, señaló que luego del terremoto del 19 de septiembre se hizo una investigación para detectar los motivos por los que algunos edificios colapsaron y, así, determinar si hay responsabilidad penal de parte de los constructores y servidores públicos. La legisladora Ludlow subrayó la disparidad en las cifras, pues mientras las cifras oficiales hablan de 38 edificios colapsados, su estudio arrojó una cifra de 52 inmuebles, pues "hay edificios que tuvieron una especie de colapso en algunos de los pisos (…) En algunos casos el gobierno los considera como derrumbes y en otros no". En entrevista telefónica con Denise Maerker, la legisladora por el PRI explicó que esta investigación, realizada por Comisiones unidas de Vivienda y Desarrollo Urbano, comenzó a raíz de un recorrido que realizó, junto con su equipo de trabajo, en el Distrito XII en la delegación Cuauhtémoc, tras el sismo del 19 de septiembre. Denise Maerker, titular del noticiero "Atando Cabos", comentó que, en los casos que la corrupción derivó en el colapso de los edificios, hubo más de 80 víctimas fatales. La legisladora, por su parte, agregó que se trataron de explicar los motivos de estos derrumbes, basados en distintas hipótesis. De los 52 inmuebles colapsados, se encuentran las normas atrasadas en el reglamento de construcción, así como la falta de mantenimiento en edificaciones, es decir, "el deterioro natural por la falta de mantenimiento provocó posiblemente su colapso; ahí tenemos 34 edificios". Agregó que otra hipótesis apunta a que la planta baja estaba dedicada a estacionamiento o comercios. "Ahí detectamos a 20 edificios". Esto es un factor, pues, "en vez de tener columnas o muros de tensión más anchos, se utiliza para estacionamiento o para otros usos, lo cual debilita a los edificios". Subrayó que a partir de 1985 se prohibió que las plantas bajas se utilizaran como sótanos o comercios. También hay 11 casos de edificios "detectados con daño estructural desde 1985", los cuales se volvieron a habitar a pesar de tener dictámenes de inhabitabilidad, así como problemas con las colindancias y las edificaciones fuera de la norma. En este caso "tenemos detectados 10, o exceso de niveles". Dunia Ludlow señaló que al haber problemas con las cifras oficiales confiables es que "no llegamos a diagnósticos reales. Entonces nos equivocamos en los programas y en las políticas públicas para poder dar atención real a los damnificados", prueba de ello, apuntó la legisladora, se incentiva "la aparición de damnificados, donde el propio gobierno ya reconoció que 6 millones de pesos se fueron a gente que no era damnificada". La legisladora señaló que hay múltiples instituciones en materia de desarrollo urbano –el Invea, Seduvi, el Instituto de Seguridad en las Construcciones, las delegaciones y Protección Civil-. "Ahí tenemos una ventana muy importante de poder transformar a la ciudad en el contexto en el que nos encontramos, porque seguimos siendo parte de una reforma política en la Ciudad de México". Agregó que, como parte de esta reforma en la que se discuten las que serán las leyes que rijan a la Ciudad de México, "se pueden corregir esos procedimientos, dar más certeza a la ciudad y disminuir el riesgo", señaló al tiempo de recordar que la Ciudad de México se encuentra entre unas fallas sísmicas. "Creo que ese riesgo va a disminuir en la medida en que los ciudadanos tengamos certeza y las construcciones se hagan conforme la norma; y las que ya están, se refuercen", concluyó. jgam

Source: nacional